Martes 17.07.2018

EMPRESAS

VÍDEO: El sector del mueble de Lucena toma aire y afronta 2018 con expectativas de recuperación

De las más de 430 firmas que llegó a agrupar este sector productivo en nuestra ciudad en los años 2006 o 2007, cuando alcanzó su máximo apogeo, han logrado sobrevivir no más de 150, que ahora afrontan nuevos retos

VÍDEO: El sector del mueble de Lucena toma aire y afronta 2018 con expectativas de recuperación

El sector de la madera y el mueble afronta el año 2018 con ilusión y buenas expectativas. Así lo afirmaron ayer Alberto Huertas y José Antonio Guardeño, gerentes de las empresas Hermanos Huertas y Grupo Seys, durante el acto de presentación de las actuaciones promocionales concertadas por las empresas con el consistorio lucentino.

La progresiva recuperación del empleo a nivel nacional, la mejora de las economías familiares o la reactivación de la construcción son algunos de los factores que, a juicio de los empresarios, hacen albergar esperanzas a un sector que en los últimos años ha perdido músculo de forma alarmante. La crisis se ha llevado por delante a más de 250 empresas lucentinas directa o indirectamente vinculadas a la industria del mueble. De las más de 430 firmas que llegó a agrupar este sector productivo en nuestra ciudad en los años 2006 o 2007, cuando alcanzó su máximo apogeo, han logrado sobrevivir no más de 150. Solo las más grandes, financieramente saneadas y mejor preparadas para el reto de la exportación han logrado superar la crisis económica. 

Afirma Alberto Huertas que "durante los últimos años, y a pesar de la crisis general, muchas empresas hemos reinventado nuestro producto para adaptarlo y hacerlo atractivo fuera de nuestras fronteras". Y es que la exportación, que siempre fue una asignatura pendiente del mueble "hecho en Lucena" ante la pujanza de un mercado nacional artificialmente inflado por la burbuja inmobiliaria, es ya una realidad con la que trabajan para la mayoría de las firmas que han logrado superar el bache.

Otro factor importante es que los bancos empiezan a facilitar financiación. La sequía de crédito, la imposibilidad de renovar pólizas, los oídos sordos de la banca hacia la industria lucentina del mueble empiezan a ser cosa del pasado. Las entidades bancarias han comenzado a abrir el grifo, los tipos de interés son más asequibles y los supervivientes de la crisis esperan que todo ello les permita un despegue más fácil a partir de este año.

"Esperamos que este año sea mejor que el anterior, no va a ser como en los años 2006 o 2007, pero será mucho mejor que en el 2012 o 2013 cuando el sector tocó fondo", explicaba ayer Huertas. 

A ello contribuirán también la colaboración municipal con el sector o las medidas que aún tiene en estudio la administración andaluza y que podrían incluir alguna forma de Plan Renove que contribuiría a revitalizar la compra de mobiliario a nivel doméstico ahora que la economía de algunas familias parece que empieza a recuperarse.

PENSANDO EN EL FUTURO INMEDIATO

Hace unas semanas, la Consejería de Economía y Conocimiento, a través de Extenda-Agencia Andaluza de Promoción Exterior, presentaba un informe exhaustivo del sector en la comunidad.

El estudio indica que extender en el sector la cultura de cooperación en investigación e innovación es estratégico, así como potenciar el diseño y el uso de tecnologías y fomentar la innovación en toda la cadena de valor. También ha revelado la necesidad de diseñar itinerarios formativos para las necesidades del sector y apoyar la formación de consorcios.

Igualmente, impulsar la figura de los polos de competitividad o crear una plataforma de 'e-partners' que facilite la búsqueda de socios internacionales para proyectos en el exterior son factores a tener en cuenta.

El sector andaluz cuenta con una serie de fortalezas que pueden servir de motor para crecimiento en el mercado nacional e internacional, como la ventaja de contar con una importante red de proveedores de componentes y servicios. El sector cuenta con otras potencialidades como su crecimiento exportador por encima de la media estatal o la buena percepción del mueble europeo en destinos internacionales.

El mueble de Lucena tiene la posibilidad de proyectarse en mercados con potencial de crecimiento en todo el mundo, aprovechando la ventaja que supone que en ellos ya existe demanda de mueble español, muy valorado en países de Latinoamérica, África y Oriente Medio. El informe indica que hay 21 países como mercados prioritarios para la internacionalización de las empresas del sector del mueble en Andalucía.

En el caso concreto de Europa son Alemania, Francia, Gibraltar, Italia, Países Bajos, Portugal, Rusia y Reino Unido, los mercados con mayor proyección. En Asia, Arabia Saudí, Emiratos Árabes, India, Omán y Qatar, muestran grandes oportunidades y en África, Argelia, Guinea Ecuatorial, Marruecos se convierten en destinos estratégicos. Además, Estados Unidos, Brasil, Colombia, México y Perú, son países con altas probabilidades de trascendencia para el mueble andaluz en América.

Finalmente, el informe destaca entre estos países a Francia, Estados Unidos, Rusia, Alemania y Emiratos Árabes, como los más atractivos ya que es dónde el sector andaluz tiene una posición exportadora más destacada.

El desarrollo del 'smart home' o las 'smart cities', es sin duda fuente de oportunidades para la industria del mueble, con la incorporación de sensores tanto en mobiliario urbano como doméstico. Por otra parte, se apunta en el informe que han surgido nuevos mercados para el sector del mueble entre los que destacan el 'Canal Contract'.