Lunes 16.07.2018

EDUCACIÓN

El ayuntamiento asume que tendrá que pagar la mayor parte de la obra de la Escuela de Hostelería

No obstante, el mismo informe señala que parte de las obras a ejecutar –la reposición de parte del aislamiento de la cubierta– sí tienen la consideración de "mantenimiento" y habrán de ser asumidas por la Consejería de Educación. De momento no se habla de plazos.

Imagen de edificio de la Escuela de Hostelería, sede de la EOI y el ciclo de Cocina
Imagen de edificio de la Escuela de Hostelería, sede de la EOI y el ciclo de Cocina
El ayuntamiento asume que tendrá que pagar la mayor parte de la obra de la Escuela de Hostelería

La edil de Educación del ayuntamiento de Lucena, Encarnación Camacho, ha explicado hoy que sendos informes –técnico y jurídico– elaborados por el arquitecto municipal y el vicesecretario del Ayuntamiento, coinciden en apreciar que corresponde al consistorio lucentino la ejecución de las obras de renovación de las cornisas del edificio de la antigua Escuela de Hostelería y Turismo de Interior, hoy sede de la Escuela Oficial de Idiomas y el ciclo medio de Cocina y Gastronomía del IES Juan de Aréjula, desplazados a otras dependencias por los problemas de filtraciones de agua que hace dos meses provocaron la caída parcial de los falsos techos y numerosas goteras y humedades.

Camacho ha explicado que el informe indica que dichas cornisas, principal origen del problema, no se revisaban desde el año 2005 cuando fue rehabilitado el edificio y el ayuntamiento asumirá su reparación al tener esta la consideración de problema "estructural" del inmueble. No obstante, el mismo informe señala que parte de las obras a ejecutar –concretamente la reposición de parte del aislamiento de la cubierta con caucho– sí tienen la consideración de "mantenimiento" y habrán de ser asumidas por la Consejería de Educación. 

Según la edil lucentina, el informe obra ya en poder de la Delegación Territorial y el Ayuntamiento está a la espera de que este organismo dictamine sobre el mismo, de cara a proceder a la redacción del proyecto técnico para el arreglo de estas incidencias y la contratación de las obras.

No obstante, Camacho se ha negado a hablar de plazos, y ha mantenido que sería suficiente con conseguir que el centro vuelva a estar a disposición de sus ocupantes en torno al mes de octubre, cuando los alumnos del ciclo de Cocina inicien sus clases prácticas, lo que, en el mejor de los casos, conllevaría que el alumnado de la EOI comenzase el próximo curso lectivo en el IES Marqués de Comares, al que ha sido desplazado para lo que resta de curso 2017-2018.

Camacho ha asegurado que "ayuntamiento y delegación trabajan de la mano y en permanente coordinación" para solventar el problema, tras la reunión mantenida por el alcalde, Juan Pérez, con el delegado territorial de Educación, aunque "la escolarización y la organización de las enseñanzas corresponde a la delegación y no al ayuntamiento".