Martes 14.08.2018
Lucena Hoy

EN LA PLAZA CRISTO DE LA SANGRECATA, C

La vuelta al mundo a través de ochenta cervezas: Hasta el sábado: ¡Vive la Cata del Huerto!

Una oferta de 12.500 botellines compuesta por cervezas de todo el mundo y para todos los gustos te esperan hasta mañana sábado

Cata de la Cerveza El Huerto. Archivo
Cata de la Cerveza El Huerto. Archivo
La vuelta al mundo a través de ochenta cervezas: Hasta el sábado: ¡Vive la Cata del Huerto!

El pasado miércoles quedó inaugurada la vigésimo cuarta edición de la a Cata de la Cerveza de la Cofradía del Huerto, un evento que sigue fortaleciéndose edición tras edición sumando cada año nuevas marcas para deguste de todos los asistentes. Este año la cita se prolongará hasta el sábado, 11 de agosto, en la Plaza del Cristo de la Sangre (Los Maristas) a partir de las 21:30 horas y hasta las 3 de la madrugada durante este viernes y sábado.

En torno a ochenta marcas diferentes, de todos los tipos y países del mundo, se dan cita en la cata, que también incluye otro tipo de bebidas para los no cerveceros. Desde la organización recuerdan que este evento se configura en un entorno de convivencia entre vecinos y amigos recomendando así el consumo responsable.

Una oferta de 12.500 botellines compuesta por cervezas rubias, negras, tostadas, rojas, de trigo, arroz y lambic, en este caso, aromatizadas con sabor a limón, pomelo, vodka, ron o tequila, procedentes de Irlanda, Alemania, Bélgica, Francia, Holanda, Tailandia, México, Argentina y Estados Unidos, sin olvidar la marca de la casa, “Vuelta lallave”, una cerveza artesana rubia tipo ale –con levaduras de fermentación alta–, muy refrescante y con sabores cítricos.

También hay espacio para algunas novedades, como la cerveza vietnamita Saigón, la Tiger de Singapur o la Kirin Ichidan de Japón, sin olvidar a quienes no consumen alcohol, con siete marcas a su disposición, o son celiacos, con dos marcas pensadas para ellos.

Toda esta variedad estará dispuesta en dos cámaras de refrigeración que permitirá tener todo el almacenamiento frío con 30 metros de botelleros. Cuatro días para disfrutar de esta tradicional cata, a precios económicos, y donde una parte de los beneficios obtenidos se destinarán actividades caritativas y sociales. Treinta miembros de la cofradía y otros tantos amigos y colaboradores se encargan de ello, según nos contaba hoy Joaquín Arrebola, que este año se ocupa de la atención a los medios. 

¿Te lo vas a perder?