Martes 14.08.2018

A PREGUNTAS DE IU EN SEDE PARLAMENTARIA

La consejera de Igualdad asegura que los residentes de Nueva Aurora "están bien atendidos a nivel profesional y sanitario"

Según Sánchez Rubio en ninguna de las inspecciones que periódicamente se han realizado a la residencia de la asociación Nueva Aurora de Lucena se han detectado deficiencias en la atención de los residentes. 

Residencia Nueva Aurora de Lucena
Residencia Nueva Aurora de Lucena
La consejera de Igualdad asegura que los residentes de Nueva Aurora "están bien atendidos a nivel profesional y sanitario"

La consejera de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía, María José Sánchez Rubio, ha asegurado hoy en sede parlamentaria que en ninguna de las inspecciones que periódicamente se han realizado a la residencia de la asociación Nueva Aurora de Lucena se han detectado deficiencias en la atención de los residentes. 

Sánchez Rubio realizaba estas declaraciones en respuesta a la pregunta formulada por la parlamentaria andaluza de IUCA Elena Cortés, que la interpelaba tanto sobre las actuaciones planificadas por la Junta respecto a los residentes en el centro –40 en la actualidad– como respecto al insuficiente número de plazas públicas o concertadas existentes en nuestra ciudad –80 en estos momentos para una localidad con más de 45.000 habitantes de hecho–.

La consejera ha manifestado que "dentro del Plan Anual de Inspección de la Junta de Andalucía a los centros asistenciales andaluces se han realizado vistas a la residencia Nueva Aurora tanto de forma ordinaria como extraordinaria, constatando en todos los casos que si hay algo que destacar es que las personas residentes están bien atendidas a nivel profesional y sanitario".

Además la consejera ha asegurado que "se han realizado inspecciones oculares en toda la residencia, con especial detenimiento en la zona de dormitorios, cocina y zonas comunes" sin llegar a detectar ninguna deficiencia a nivel asistencial, "aunque sí es verdad que son necesarias unas obras de rehabilitación".

La responsable regional de Políticas Sociales ha indicado que "los residentes están bien atendidos en un edificio que no reúne los requisitos y que por tanto hay que adecuar. No hay peligro, pero con las normas que tenemos tienen que hacer obras de adecuación porque es un edificio antiguo", tanto para continuar ejerciendo la actividad como de cara a una posible ampliación, teniendo estas obras la consideración de "estructurales", por lo que exigirán la salida provisional de los residentes del centro.

Para ello, añadió la consejera, "la delegación provincial y la Dirección General de Mayores han iniciado las actuaciones oportunas para garantizar que las personas puedan permanecer en el entorno y en eso se está trabajando en este momento, estando las gestiones avanzadas". 

Sánchez Rubio también ha reseñado que las gestiones actualmente en marcha persiguen además "no perder los puestos de trabajo".  La propia consejera ha avanzado que la solución a los problemas estructurales del edificio de la calle Ancha –un inmueble del siglo XIX que goza de protección especial en el PGOU– podrían incluir la ampliación del número de plazas del mismo y formar parte de la solución del déficit de plazas públicas o concertadas para la tercera edad que actualmente existe en nuestra localidad, posibilitando el concierto de algunas de las plazas del centro, una vez que concluyan las obras.