• Sábado, 10 de Diciembre de 2016

RUEDA DE PRENSA PREVIA A LA COMPARECENCIA PÚBLICA DE ADELAIDA DE LA CALLE

Dalda define como "visita-foto" la llegada de la consejera de Educación a Lucena y la responsabiliza "del abandono" de los colegios

Dalda avisó de que “los padres hemos autorizado en el Al-Yussana la utilización de las imágenes de nuestros hijos para fines educativos, no políticos porque la visita es para mayor gloria de la consejera”.

Vicente Dalda, concejal de AETL, muestra la agenda de la consejera de Educación, en este viernes 30 de septiembre.
Vicente Dalda, concejal de AETL, muestra la agenda de la consejera de Educación, en este viernes 30 de septiembre.

Ante la omisión en la agenda de la consejera de Educación de una reunión con los portavoces de los distintos grupos políticos municipales, Vicente Dalda, concejal de Andalucía Entre Todos Lucena, se manifestó en una rueda de prensa previa a la llegada de Adelaida de la Calle al CEIP Al-Yussana, programada para las 12:00 horas de este viernes, para denunciar  “el abandono” que soportan los colegios de la localidad y culpar a la Junta de tal situación.

Dalda dijo que la consejera de Educación realiza a Lucena “una visita-foto” puesto que anuncia su llegada a mediodía al centro educativo Al-Yussana, “saluda” a los que la reciben, “se ve con los medios y da un vistazo al colegio”. El edil de AETL señalaba que únicamente emplea “una hora y cuarto para conocer los problemas educativos de Lucena”. Abundando en esta cuestión, avisó de que “los padres hemos autorizado en el Al-Yussana la utilización de las imágenes de nuestros hijos para fines educativos, no políticos porque la visita es para mayor gloria de la consejera”.

En primer lugar, le reprochó que “ni siquiera haya tenido la cortesía de sentarse con los portavoces de los grupos municipales que representamos a la ciudad, cosa realmente fea”.

Vicente Dalda, a continuación, precisó que es competencia municipal “el mantenimiento de los colegios” y afrontar los gastos relativos “al personal que el Ayuntamiento nombra en cada colegio para labores de guardia” y a los suministros básicos como luz, agua y gas”. Por el contrario, “los arreglos gordos” constituyen “una obligación” de la Junta de Andalucía, “y al no cumplirlos, tiene a Lucena y sus colegios en total abandono”.

En su exposición, Vicente Dalda argumentaba que la consejera “viene al colegio más nuevo y mejor en cuanto a instalaciones de Lucena”, el Al-Yussana. No obstante, añadió que en dichas instalaciones “hay un problema puesto que no tienen puertas suficientes para que entren los equipos de emergencia al patio”, deficiencia que “se denunció en el Pleno y hasta hoy no ha hecho nada”. Asimismo, apuntó que el Ayuntamiento, en el ejercicio 2015, “gastó 80.000 euros en hacer cosas que debía hacer hecho la Junta”.

Retóricamente, se preguntaba la razón por la que Adelaida de la Calle no ha emplazado su visita en otros colegios que presentan carencias, como el Antonio Machado “donde el Ayuntamiento está pagando, a trocitos, porque no tenemos dinero, las rejillas y el cerramiento”; o al San José de Calasanz “en el que hacen falta salidas para los niños en condiciones”; le interpeló a la consejera de Educación que “por qué no ha ido a hacer sus necesidades al Barahona de Soto, colegio en el que el Ayuntamiento está renovando algunos baños, sin ser su obligación”, o al CEIP Virgen del Valle, “allí se hubiera encontrado con el terrazo o el gimnasio, donde se condensa el aire por falta de ventilación y, a veces, hay lluvia artificial”; a La Estrella, “puesto que no hay zona techada, un grave problema, y cuando llueve, o hace mucho calor o mucho frío, los niños no pueden hacer gimnasia”. Por otro lado, aseveró que “la accesibilidad en los colegios es francamente mejorable”.

Con respecto a la sustitución de las bajas, cifró en un 80% las ausencias de los maestros y profesores menores a 10 diez días hábiles –tiempo que marca la normativa para nombrar a otro docente- y, por tanto, la mayoría “no se cubren”. Al respecto de ello, “la Junta debería haber puesto en marcha la sustitución desde el primer momento y lo que hace es designar temporalmente a profesores de apoyo –que deberían ocuparse de la diversidad, idiomas o de los estudiantes que más lo necesitan- y estos no cumplen con su trabajo”. Para Dalda, esto se solventaría, “incrementando en un profesor el cupo establecido para cada colegio”. Asimismo, le pidió a la Junta “que deje de cargar con tanto trabajo burocrático, de estadísticas, formularios y documentos a directivos, profesores y maestros”.