Martes 22.05.2018

El sobrecalentamiento de la red eléctrica por enganches ilegales, posible causa de un incendio en la calle Santiago que anoche obligó a cortar el suministro

Es el tercer incidente de estas características que se produce en los últimos meses, tras los que tuvieron lugar en la calle Huertas y en la calle Pedro Izquierdo, siniestro este último que obligó a desalojar la totalidad del inmueble, formado por trece viviendas ocupadas

Operarios de la empresa de electricidad inspeccionan el lugar en el que se produjo el incendio
Operarios de la empresa de electricidad inspeccionan el lugar en el que se produjo el incendio
El sobrecalentamiento de la red eléctrica por enganches ilegales, posible causa de un incendio en la calle Santiago que anoche obligó a cortar el suministro

Un sobrecalentamiento de la línea de suministro eléctrico como consecuencia de enganches ilegales a la misma para dar luz a viviendas ocupadas de la zona se vislumbra como posible causa del incendio que ayer se produjo en el exterior del edificio existente en la confluencia entre las calles Juego de Pelota y Santiago. 

Según algunos vecinos, pasadas las 11 de la noche el cableado exterior existente sobre la fachada del número 62 de la calle Santiago comenzó a arder, provocando un denso humo y llamas, que pudieron ser sofocadas por los efectivos del Parque Comarcal de Bomberos de Lucena desplazados al lugar de los hechos, donde también se dieron cita efectivos de la policía local y de la empresa encargada del mantenimiento de la red eléctrica.

incendio1

Como consecuencia del siniestro no se produjo ningún herido ni daños materiales de consideración, aunque se hizo necesario cortar el suministro en el barrio de Santiago para proceder a reparar la avería. 

Fuentes de la policía local han confirmado a LucenaHoy que se trata de un nuevo caso de incendio provocado por conexiones irregulares a la red pública. 

Las mismas fuentes señalaron que este es el tercer incidente de estas características que se produce en los últimos meses, tras los que tuvieron lugar en la calle Huertas y en la calle Pedro Izquierdo, siniestro este último que obligó a desalojar la totalidad del inmueble, formado por trece viviendas ocupadas por otras tantas familias a finales de diciembre pasado e incluso obligó al ayuntamiento al realojo en hoteles de la localidad de algunos de los vecinos. 

incendio3