miércoles 29.06.2022
Lucena Hoy

ASAMBLEA DE LA COFRADÍA ARACELITANA EN SAN MATEO

La Archicofradía de la Virgen de Araceli entrega su Emblema de Oro a Mª Dolores López Cibanto, Rosario Morales Ordóñez y al alcalde de Lucena, Juan Pérez Guerrero

En el acto, María Dolores López Cibanto recibía el título de Camarera Honoraria de la Virgen
reconocimientos
Rafael Ramírez y David Aguilera junto a los galardonados. Fotos: Real Archicofradia de Mª Stma. de Araceli
La Archicofradía de la Virgen de Araceli entrega su Emblema de Oro a Mª Dolores López Cibanto, Rosario Morales Ordóñez y al alcalde de Lucena, Juan Pérez Guerrero

La Real Archicofradía de María Santísima de Araceli han reconocido hoy a María Dolores López Cibanto, Rosario Morales Ordóñez y el alcalde de Lucena, Juan Pérez Guerrero, por la dedicación y trabajo realizado en favor de la devoción aracelitana, en el cuidado de la Virgen de Araceli y en pro de las Fiestas Aracelitanas. 

En el trascurso de la asamblea aracelitana celebrada en la parroquia de San Mateo, el vicario episcopal de la Campiña, David Aguilera Malagón entregó el título de Camarera Honoraria y el emblema de oro de la Cofradía Aracelitana a María Dolores López Cibanto concluyendo así el proceso iniciado el 29 de junio de 2020 por la Junta de Gobierno de la Real Archicofradía para conceder el máximo honor a quien durante 35 años ha desempeñado la tarea de atención y cuidado de la Sagrada Imagen de María Santísima de Araceli. Aguilera destacó la labor de López Cibanto en el cuidado de Nuestra Madre y la devoción aracelitana resaltándo que “la Virgen siempre te espera”. Por su parte, la homenajeada agradeció el nombramiento al Hermano Mayor y su Junta de Gobierno, así como a todas las personas que durante estos años han colaborado con ella en su labor.

1

En segundo lugar, la camarera de la Virgen de Araceli, Rosa Buendía Picó, en representación de la Junta de Gobierno, ha entregado el emblema de oro a Rosario Morales Ordóñez por el trabajo silencioso realizado en el cuidado de los enseres, trajes de la Virgen y el Niño, y en las “tareas que requiere el decoroso mantenimiento de Nuestra Madre y su entorno” junto su marido José Rodríguez Delgado, ex hermano mayor de la cofradía. Ella, decía el secretario de la hermandad, “representa a esa mujer lucentina, que en la sombra, trabaja o ha trabajado sin ningún tipo de visibilidad, pero que es y fue el apoyo de otros muchos lucentinos que a lo largo de la historia aracelitana han hecho y hacen de esta Real Archicofradía un ejemplo de dedicación y fervor hacia la que es la Madre de Dios”. Rosario Morales agradecía a la Cofradía aracelitana la distinción que dijo “me ha hecho revivir momentos inolvidables”.

3

Por último, el hermano mayor, Rafael Ramírez, Luna, hacía entrega del emblema de oro al alcalde de Lucena, Juan Pérez Guerrero, “por su apoyo y colaboración con la Real Archicofradía, porque siempre lo hemos tenido para todo aquello que ha estado en su mano gestionar para mejorar o para ayudar en la labor diaria de esta Real Archicofradía, así como para engrandecer las Fiestas Aracelitanas”. Al recibir el reconocimiento, Juan Pérez ha recordado que ayer cumplía 11 años de su nombramiento como alcalde por primera vez e hizo un reconocimiento “a todas las corporaciones, porque gracias a sus aportaciones, ideas y sugerencias probablemente este momento se haya podido producir”, y agradeció un reconocimiento “que recibo con gratitud y que llevaré siempre con orgullo”

2

Comentarios