sábado 08.08.2020

El Papa Francisco bendice la imagen de Juan Pablo II en la Plaza de San Pedro del Vaticano

El Papa Francisco bendice la imagen de Juan Pablo II en la Plaza de San Pedro del Vaticano

.

"Un saludo a los peregrinos de lengua española. En particular a los grupos de las diócesis de Mérida-Badajoz, Plasencia y Córdoba, a los paracaidistas del Ejército de Tierra de Madrid , a los demás fieles de España, Nicaragua, México, Argentina y otros países latinoamericanos y al Cuerpo de Bomberos". El Papa Francisco se dirigió con estas palabras a los castellanoparlantes presentes en la Plaza de San Pedro del Vaticano durante la audiencia general de este miércoles 26 de febrero. Entre ellos, a la delegación de la Venerable Archicofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno de Lucena. Los miembros de la hermandad se trasladaron hasta Roma para que el Sucesor de Pedro bendijera la imagen de Juan Pablo II realizada por el escultor lucentino Francisco Javier López del Espino.

La jornada de este miércoles día 26 de febrero comenzó con una misa íntima en la Capilla de San Sebastián de la Basílica Vaticana, ante la tumba de Juan Pablo II. La eucaristía fue concelebrada por el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, el obispo de Bilbao, Mario Iceta; y el arzobispo de Sevilla, Juan José Asenjo Pelegrina.

Poco antes de las 10:00 horas de este miércoles, el obispo de Roma recorrió, a bordo del Papamóvil, los pasillos conformados por las vallas instaladas en la Plaza de San Padro. Detrás de ellas, una multitud aguardaba el apretón de manos, la salutación y la sonrisa del Papa Francisco.

Posteriormente, y situado en un escenario elevado en el centro del lugar, ofreció una catequesis sobre el sacramento de la unción de enfermos. A lo largo de la misma, realizó lecturas y transmitió enseñanzas como la parábola del buen samaritano. El Papa Francisco pronunció sus mensajes en diversos idiomas. "Jesús se acerca a quien sufre y le ofrece consuelo y esperanza; la posada es la Iglesia, a quien Cristo le confía a los que padecen", manifestó.

Al final de la audiencia general, el obispo de Roma invitó a la oración del Padrenuestro en latín e impartió su bendición apostólica. La Plaza de San Pedro experimentó un ambiente de fiesta y júbilo, especialmente, entre aquellos de más corta edad, que entonaban cánticos como "esta es la juventud del Papa".

Una vez terminado el encuentro público, el Papa Francisco consagró la talla del Juan Pablo II, en presencia del hermano mayor en funciones de la cofradía nazarena, Gonzalo Beato, quien estuvo acompañado por el consiliario de la hermandad, Nicolás Rivero, miembros de su junta de gobierno y un grupo de fieles lucentinos. La escultura del primer papa polaco de la historia, quien será canonizado el próximo 27 de abril, presidirá la zona de los columbarios del San Pedro Mártir, un templo que se reabrirá al culto el 15 de marzo.
MANUEL GONZÁLEZ
.
.
a patrocinio ss

.