domingo 04.12.2022

Los jugadores del Lucena se niegan a entrenar por los continuos impagos de la junta directiva

 

Infinitas promesas incumplidas
Los jugadores del Lucena se niegan a entrenar por los continuos impagos de la junta directiva
Los jugadores del Lucena se niegan a entrenar por los continuos impagos de la junta directiva
Infinitas promesas incumplidas. Los futbolistas del Lucena decidieron unánimemente este martes negarse a realizar el primer entrenamiento de la semana. Fuentes próximas al vestuario –los jugadores han acordado evitar las manifestaciones públicas- han señalado a LucenaHoy que los continuos incumplimientos económicos de la junta directiva son la causa del plante.

Hace justo dos semanas, cuando los rectores de la entidad destituyeron a Juan Arsenal, Javier Martí Asensio, vicepresidente y director general, le aseguró a la plantilla en un tenso encuentro que recibirían una parte del dinero que se les adeuda en quince días. Nuevamente, las palabras que escucharon no se han correspondido con los hechos y los jugadores han pactado paralizar su actividad hasta que se les ofrezca alguna solución tangible.

A lo largo de esta mañana, Serafín Gil, entrenador del Lucena, expuso a sus hombres que la determinación que habían adoptado no era la solución e intentó persuadirlos para que pisaran el césped del Ciudad de Lucena.

La petición de Sefi no fructificó. Más bien al contrario, ya que, según las informaciones que maneja este diario, la posición de los jugadores es firme y no se descarta algún tipo de protesta durante el partido que el próximo sábado medirá al cuadro celeste contra La Roda en el estadio Ciudad de Lucena, duelo que cerrará el año futbolístico en la localidad.

Por otro lado, y en consonancia con el resto de acontecimientos, Eduardo Bouzón, presidente de la entidad, y Javier Martí Asensio, no acudieron en la noche de este lunes a una reunión que habían concertado con los miembros de la junta gestora. Desde este colectivo se apunta que la cita se había pospuesto al menos en una ocasión puesto que algunos de los componentes de la antigua directiva lucentinista intentaron sin éxito conversar con Bouzón y Martí a la finalización del partido Lucena-Betis B, celebrado el domingo día 7 de diciembre. Con todo ello, desde la junta gestora se rechaza tajantemente la posibilidad de regresar a la administración en el caso de que sus sucesores pensaran en abandonar la entidad y también se niega cualquier integración con los actuales responsables.

Por el momento, los futbolistas solo han percibido las mensualidades de agosto y septiembre. En el mismo caso se encuentra Juan Arsenal, quien hace algunos días denunció el impago de su contrato ante el Colegio de Entrenadores. Por tal motivo, y si no hay modificaciones en este asunto, el Lucena se enfrenta a una multa de 600 euros si este domingo no registra la ficha de un entrenador –hecho que solo se podría efectuar si se liquida a su antecesor- antes de su compromiso liguero. La cuantía de la sanción aumenta progresivamente y, si se llegara a una quinta semana sin que satisfagan los emolumentos de Juan Arsenal, la RFEF le restaría puntos al equipo.

De acuerdo a los últimos datos, el próximo movimiento de Eduardo Bouzón y Javier Martí Asensio estaría enfocado hacia un pre-concurso de acreedores. Algunos jugadores del Lucena reconocen en privado estar experimentando situaciones "límite" y califican como "de locos" lo que está ocurriendo en el Lucena.
MANUEL GONZÁLEZ

 

Comentarios