viernes 28.01.2022

LA PARCELA ESTÁ SITUADA EN LA ZONA DEL PLAN PARCIAL OESTE 1

El Obispado renuncia a la parcela cedida en 2009 por el ayuntamiento para edificar una nueva iglesia

En el pleno, IUCA ponía a la corporación sobre aviso de la inminente caducidad de la cesión de los suelos sin que los mismos hayan sido utilizados y la consiguiente reversión de la parcela a la titularidad municipal.

OESTE1
Zona del Plan Parcial Oeste 1 en la que estaba previsto construir la iglesia
El Obispado renuncia a la parcela cedida en 2009 por el ayuntamiento para edificar una nueva iglesia

El Obispado de Córdoba ha renunciado a la construcción de una nueva iglesia sobre los terrenos cedido en el año 2009 por el Consistorio lucentino para tal fin en la zona del Plan Parcial Oeste 1. 

En octubre de 2009 el pleno aprobó el expediente para el cambio de uso de una parcela municipal de 1.551 metros cuadrados reservada en el PGOU como zona deportiva por el de dotacional social para uso religioso. En el mismo pleno se aprobó la cesión de la parcela al Obispado de Córdoba, para construir sobre la misma una iglesia.

El proyecto venía avalado por más de 3.000 firmas en apoyo a la creación de una iglesia en esta zona de la ciudad, a las que se suman numerosas asociaciones y cofradías. 

En el pleno del pasado martes, el grupo municipal de IUCA ponía a la corporación sobre aviso de la inminente caducidad de la cesión de los terrenos sin que los mismos hayan sido utilizados para el fin que fueron cedidos y la consiguiente reversión de la parcela a la titularidad municipal. 

Según ha explicado a LucenaHoy el Vicario Episcopal de la Campiña, David Aguilera, "la decisión ya había sido comunicada al ayuntamiento, al menos de forma verbal". En la adopción de esta decisión habrían influido aspectos como el alto coste de esta infraestructura, la actual ubicación de la parroquia de la Sagrada Familia en la antigua ermita alcantarilla del Valle o la disposición de suelos de titularidad religiosa en su entorno, no sujetos a ningún tipo de contraprestación al Consistorio. En este sentido cabe recordar que la cesión de los terrenos a la Iglesia se realizaba mediante una concesión demanial por un periodo de 75 años de duración, sin que el ayuntamiento perdiese la propiedad de la parcela y preservándose la utilización municipal del 30% de los sótanos del templo para actividades diversas y centro cívico vecinal.