Jueves 24.01.2019
Lucena Hoy

OPINIÓN: Lucena: Movilidad insostenible, por Israel Ortega Padilla

OPINIÓN: Lucena: Movilidad insostenible, por Israel Ortega Padilla

Aunque Lucena es una ciudad que no alcanza los 50 mil habitantes, debe avanzar hacía una movilidad más sostenible, como lo está haciendo por ejemplo la capital de nuestra provincia. En Córdoba se acaba de inaugurar el tren de Cercanías conocido como Metrotrén (el día 29 de octubre), y están finalizando las obras de carriles bici que hará posible recorrer con total seguridad  toda la ciudad a través de las grandes calles y avenidas. Esto significará un cambio de paradigma en la movilidad de la ciudad.

Sin embargo, en Lucena no se ha hecho prácticamente nada en movilidad sostenible. En la anterior legislatura se ejecutó con el cogobierno del Psoe junto a Izquierda Unida, una gran inversión para semipeatonalizar el centro y acabar con barreras arquitectónicas que dificultaban la accesibilidad. Sin embargo esta inversión fue contradictoria con la del parking subterráneo del Ayuntamiento que ha provocado un aumento del tráfico rodado por las mismas calles en las que se actuó para una supuesta semipeatonalización.

Es curioso cómo estás obras de mejora, han encontrado poca receptividad por muchos lucentinos pues han eliminado muchas plazas de aparcamiento en superficie. Esto denota lo mucho que hay que avanzar en concienciación sobre la movilidad sostenible en Lucena aún.

Para conseguir avanzar en la movilidad sostenible debemos convertir Lucena en una ciudad amigable además de para los peatones, también para el uso de las bicicletas y patines, con la declaración y señalización en el centro de calzadas de preferencia ciclista, la creación de un anillo de carril de bici a su alrededor, y la unión de este con el barrio Dehesa de la Villa, la Ciudad deportiva y con la estación de la vía verde.

Debemos también rediseñar e innovar en el transporte público para que sea más atractivo su uso para un segmento mayor  de lucentinos. Habría que repensar las líneas de bus existentes, enmarcándolas en un plan global de movilidad.

Se debe plantear la creación de rutas peatonales preferenciales, seguras y accesibles que permitan cruzar la ciudad o llegar a centros escolares; y de un gran aparcamiento disuasorio con paradas de bus, taxi y/o vehículos de alquiler (bicis, patines, motos incluso coches).

Lucena debe ser pionera en el transporte inteligente, interconectado y compartido. Lucena podría ser innovadora en el uso de señalización inteligente en la regulación del tráfico rodado o de nuevos medios de transporte público o compartido: VTC (coches con conductor como Uber o Cabify), alquiler de vehículos varios incluso autónomos (conducción automática) o BTR (Bus de Transito Rápido). El transporte compartido es una realidad en Lucena para transportes interurbanos gracias a ciertas aplicaciones de móvil.

Pero más importante que todo esto es la concienciación y la educación vial. Que pueda ser usado la bicicleta no sólo como una herramienta de deporte sino como un medio de transporte sin que suponga percibir por ello una constante sensación de inseguridad para la integridad física, haciendo impensable a día de doy en Lucena, desplazarse con este medio de transporte junto a la familia. Y que se crea una conciencia de la necesidad de buscar una forma diferente de desplazarnos por el bien de nuestra salud y del medio ambiente.