Miércoles 19.06.2019
Lucena Hoy

OBRAS

La Bajada marcará el inicio de las obras de mejora de accesibilidad en la explanada del Santuario y su interior y el asfaltado de la carretera de la Sierra

En cada uno de los casos el presupuesto de ejecución asciende a 240.000 euros.

Vista aérea del Santuario de María Stma. de Araceli
Vista aérea del Santuario de María Stma. de Araceli
La Bajada marcará el inicio de las obras de mejora de accesibilidad en la explanada del Santuario y su interior y el asfaltado de la carretera de la Sierra

La Bajada de la Virgen de Araceli marcará el inicio de las obras de mejora de la accesibilidad interior y exterior en el Santuario de Aras, asumidas por la Real Archicofradía, así como de los trabajos de asfaltado de la totalidad de la carretera, que acometerá la Diputación Provincial de Córdoba. En cada uno de los casos el presupuesto de ejecución asciende a 240.000 euros.

Esta mañana se ha celebrado en el Ayuntamiento una reunión de coordinación entre las distintas administraciones afectadas por unas actuaciones que se solaparán en el tiempo y supondrán restricciones puntuales en el tránsito rodado por esta carretera, reunión en la que han participado el alcalde, Juan Pérez, el diputado provincial de Infraestructuras, Maximiliano Izquierdo y el Hermano Mayor de la Real Archicofradía de María Stma. de Araceli, Rafael Ramírez.

Respecto al primero de los proyectos, redactado por los arquitectos Manuel Roldán del Valle y Manuel Roldán Fernández, Rafael Ramírez ha explicado que se acometerá la mejora de la accesibilidad de la explanada exterior, en la que se pretende crear unos itinerarios libres de barreras que conecten esta zona con la escalera lateral de entrada a la Tienda de Recuerdos, desde la cual se facilitaría el acceso a la nave central del templo. Además se contempla la resolución de los problemas de accesibilidad que presenta el interior del Santuario, para lo que se dotará al inmueble religioso de un ascensor que permitirá acceder tanto a la "Sala de los Arcos" –en la que se ubicará un columbario– como al camarín de la Virgen de Araceli, permitiendo que cualquier persona con problemas de movilidad pueda acceder a estos espacios, hoy prácticamente vetados.

El presupuesto de estas dos actuaciones asciende a unos 240.000 euros, de los que 50.000 corresponden a los columbarios –que se autofinanciarán con la venta de los mismos– y el resto a las obras de accesibilidad, para las que se dispone de una subvención de 45.000 euros de la Diputación Provincial y otra, del mismo importe y organismo, en vías de tramitación. Según ha explicado Ramírez, la intención de la cofradía es que los trabajos puedan estar concluidos antes de la Subida de la Virgen, aunque los plazos son muy ajustados y las obras podrían dilatarse algunas semanas más, quedando garantizada en cualquier caso la romería de Subida.

Respecto a las obras en la carretera, la intervención prevista, que será desarrollada por la empresa lucentina Aroan, incluye la mejora de cunetas, señalización horizontal y vertical y asfaltado de la totalidad de la carretera, y contará con un plazo de ejecución de un mes.