martes 28.06.2022
Lucena Hoy

URBANISMO

La Confederación rechaza las últimas alegaciones de Crisaras y mantiene la propuesta de corte del suministro de agua a las más de 500 viviendas de Campo de Aras

Crisaras acaba de recibir un borrador de la propuesta del ayuntamiento de Lucena para facilitar el suministro municipal
campoaras
Vista aérea parcial de la zona residencial de Campo de Aras
La Confederación rechaza las últimas alegaciones de Crisaras y mantiene la propuesta de corte del suministro de agua a las más de 500 viviendas de Campo de Aras

La Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) no ha modificado un ápice su decisión de clausurar el suministro de agua a las más de 500 familias lucentinas que residen en la zona de Campo de Aras y Cristo Marroquí y mantiene inamovible su propuesta de sanción contra la Asociación de Vecinos Crisaras por el uso privativo de la captación de aguas subterráneas para abastecimiento doméstico.

Según ha confirmado el presidente del colectivo vecinal, Manuel Hurtado, "por tercera vez en siete meses la CHG ha desestimado en su integridad las alegaciones formuladas por Crisaras" y conmina a la asociación a inutilizar en el plazo de un mes las captaciones, al tiempo que amenaza con una "ejecución forzosa" en caso de que la asociación no cumpla con dicha obligación en el plazo establecido.

Hurtado ha indicado a LucenaHoy que tras esta decisión solo resta ya "agotar la vía administrativa" mediante la presentación de un recurso de reposición o un recurso contencioso-administrativo, acompañado en cualquiera de los casos de la petición de una suspensión cautelar del corte del suministro, que dejaría sin agua a las entre 3.000 y 4.000 personas que residen en esta zona de Lucena durante el periodo estival y los cada vez más vecinos que lo hacen de forma permanente.

NUEVA ASAMBLEA VECINAL EL DÍA 6

El plazo para formular nuevas alegaciones en forma de recurso concluye el próximo 8 de junio, por lo que la asociación Crisaras ha convocado a todos los vecinos el día 6, a las 5 de la tarde en el Palacio Erisana para adoptar una decisión. 

Manuel Hurtado ha indicado que la pasada semana ya mantuvieron una reunión con el alcalde en la que el equipo de gobierno se comprometió a entregar a Crisaras un "adelanto de borrador" que podría permitir aplicar en Campo de Aras medidas de "urbanismo blando" que posibiliten la normalización de esta zona residencial y la llegada a la misma del suministro municipal de agua, que actualmente se queda a las puertas de Cristo Marroquí, junto a la antigua N331.

Según Hurtado, para los vecinos es fundamental "conocer las líneas generales que marca ese documento, para saber si estamos ante una iniciativa realmente asumible por los propietarios". El borrador obra en su poder desde esta mañana.

ABASTECIMIENTO HISTÓRICO

Las más de 500 familias que cuentan con una vivienda en la zona residencial de Campo de Aras y Cristo Marroquí se han venido abasteciendo de la Fuente de Campo de Aras y la canalización municipal procedente del Nacimiento de Zambra desde hace décadas. 

Ayuntamiento y Crisaras, abogan por la suspensión del expediente incoado por la CHG hasta que el consistorio esté en disposición de poder contar con una infraestructura que le permita garantizar el suministro a las viviendas, mediante la puesta en marcha de un Plan Especial que incluirá una solución definitiva a este conflicto y al conjunto de necesidades de la zona sur de la ciudad, pero que no puede ejecutarse con carácter inmediato, dado que previamente sería necesario extender la red municipal hasta este núcleo residencial mediante unas obras que ni siquiera están en este momento proyectadas.

Entre tanto el temor a un corte del agua se mantiene vivo ante la firmeza de la postura de la CHG.

Comentarios