sábado 27.11.2021
Lucena Hoy

PLENO MUNICIPAL

VÍDEO: La oposición renuncia al turno de ruegos y preguntas del pleno tras los momentos de tensión ocasionados tras acusar Carmen Gallardo a los ediles de Vox de "reforzar a los maltratadores"

"Lo que hacéis es reforzar la posición del maltratador, haciéndole creer que lo que hace está bien y por tanto reforzándole en su intención criminal", señaló la concejala de Igualdad. "¡Esto es el colmo! ¿Está llamándonos asesinos?, preguntó Jesús Gutiérrez, mientras el portavoz de Vox, Antonio Hidalgo, pedía al alcalde que solicitase la rectificación de Gallardo. 
Captura de pantalla 2021-10-27 a las 0.04.22
Carmen Gallardo durante su intervención en el pleno
VÍDEO: La oposición renuncia al turno de ruegos y preguntas del pleno tras los momentos de tensión ocasionados tras acusar Carmen Gallardo a los ediles de Vox de "reforzar a los maltratadores"

La tensión acumulada durante el debate en el pleno de la moción del Día Internacional contra la Violencia de Género, presentada por la edil de Igualdad, Carmen Gallardo y contestada –en diferentes términos y por distintas razones por Vox y el PP– ha desembocado esta noche en una situación inédita en un pleno municipal que hoy volvía a la Casa Consistorial. Todos los grupos de la oposición han renunciado a tomar la palabra en el turno de Ruegos y Preguntas, en señal de protesta por lo ocurrido unos minutos antes, obligando al alcalde a dar por finalizada la sesión.

¿Y qué había pasado antes? Tras la lectura del manifiesto por parte de al edil Carmen Gallardo, el concejal de Vox, Jesús Gutiérrez, mostraba el rechazo de su partido a la misma, argumentando que "la violencia no tiene género" y destacando que las políticas desarrolladas desde las distintas instituciones en esta materia han resultado ineficaces para acabar con este problema, proponiendo la adopción de otras medidas "disuasorias" como el endurecimiento de penas o la prisión permanente para los maltratadores. 

Las palabras de Gutiérrez fueron contestadas por Gallardo, que acusó a los ediles de Vox de "empoderar a los maltratadores" con su "negacionismo" de la violencia machista, términos que el edil de Vox calificó en su segunda intervención como "falsedad". 

"Voy a cambiar mi expresión de empoderar al maltratador o el violador por reforzar. Lo que hacéis es reforzar la posición del maltratador, haciéndole creer que lo que hace está bien y por tanto reforzándole en su intención criminal", respondió la concejala de Igualdad, que obtuvo inmediatamente una cadena de reproches desde los bancos de Vox. "¡Esto es el colmo! ¿Está llamándonos asesinos?, preguntó Gutiérrez, mientras el portavoz de este grupo, Antonio Hidalgo, pedía al alcalde, Juan Pérez que interviniese y solicitase la rectificación de Gallardo. "Usted tenía que tomar parte esto" espetó Hidalgo al regidor lucentino, que visiblemente afectado por el cariz de los acontecimientos solicitó un receso en la sesión para intentar restablecer la concordia, a lo que se negaron todos los grupos. 

Finalizada la votación de la moción, aprobada por PSOE, IU y Ciudadanos, el alcalde ordenó el descanso. Tras dirigirse a los ediles de Vox para mostrar su rechazo a la situación generada unos momentos antes, Pérez se reunió con el grupo socialista por espacio de más de diez minutos.

A la vuelta, Juan Pérez tomó la palabra para "pedir disculpas por la tensión vivida", afirmando que "este tipo de situaciones no deben volver a suceder en un pleno que siempre ha transcurrido en un clima de cordialidad", animando a reiniciar la sesión. 

Sin embargo, durante el receso los grupos de oposición pactaron "dar por concluido el pleno" en palabras del portavoz del PP, Francis Aguilar, renunciando a intervenir en el turno de ruegos y preguntas en señal de rechazo a todo lo acontecido previamente.

Jesús López, de Ciudadanos, pidió que "no se repitan situaciones como esta en lo sucesivo" e "impere el respeto". Por su parte, Antonio Hidalgo, calificó de "lamentable" lo ocurrido y acusó de ello directamente a la edil de Servicios Sociales, exculpando al alcalde: "No le culpo a usted, pero no podemos tolerar esas acusaciones, es mentira, nosotros hacemos lo contrario de lo que ha dicho esta señora", apostilló Hidalgo. 

Cerró el turno Miguel Villa, de IUCA, indicando que "esta situación es reflejo de los momentos de tensión de un pleno" e indicando que "aunque a veces decimos palabras que no son acertadas, un debate político acalorado no tiene porqué ser negativo, siempre que se quede en eso".