domingo 28.11.2021
Lucena Hoy

NOMINACIÓN DE EDIFICIOS MUNICIPALES

PSOE y PP pactan dedicar distintos edificios municipales a Manuel Lara Cantizani, Antonio Ruiz-Canela, Rosa Muñoz y Araceli Carrillo

La decisión deberá ser ratificada por el pleno ordinario a celebrar el próximo día 30 de noviembre, en el que presumiblemente no contará con el visto bueno del resto de formaciones políticas –Ciudadanos, Vox e Izquierda Unida– que ya votaron en contra de este acuerdo bilateral en la comisión municipal. 
Pleno
Será el pleno municipal quien apruebe definitivamente la propuesta bilateral de PSOE y PP que rechazan el resto de grupos
PSOE y PP pactan dedicar distintos edificios municipales a Manuel Lara Cantizani, Antonio Ruiz-Canela, Rosa Muñoz y Araceli Carrillo
La Comisión Informativa de Bienestar Social del Ayuntamiento de Lucena ha aprobado esta semana con los votos favorables de PSOE y PP la nominación de distintos edificios municipales con los nombres de diferentes representantes políticos de ambas formaciones fallecidos en los últimos años. 

Así, el acuerdo entre socialistas y populares incluye la designación del Auditorio Municipal con el nombre de Manuel Lara Cantizani –dando así respuesta a la masiva petición en este sentido de particulares y colectivos locales– pero también nominar como Antonio Ruiz-Canela –alcalde de Lucena del PP entre los años 1995 y 1999– al Pabellón Cubierto. Además la Biblioteca Pública Municipal recordará a la edil de Cultura y Juventud del PP y parlamentaria Rosa Muñoz Cañete y la Escuela Municipal de Música y Danza se dedicará a la parlamentaria andaluza socialista Araceli Carrillo.

La decisión deberá ser ratificada por el pleno ordinario a celebrar el próximo día 30 de noviembre, en el que presumiblemente no contará con el visto bueno del resto de formaciones políticas –Ciudadanos, Vox e Izquierda Unida– que ya votaron en contra de este acuerdo bilateral en la comisión municipal.

Se da la circunstancia de que este acuerdo es ahora posible tras la derogación del Reglamento Municipal de Honores y Distinciones del Ayuntamiento de Lucena en el pasado mes de julio, con el argumento de su actualización. Dicho reglamento determinaba que este tipo de decisiones fuesen adoptadas por una mayoría cualificada de los componentes del pleno, exigiendo el apoyo de un mayor número de ediles. En el debate plenario de este punto tanto Ciudadanos como IUCA manifestaron públicamente su temor a que el vacío provocado por la derogación del reglamento pudiese ser aprovechado por PSOE y PP para sacar adelante algún acuerdo como el ahora aprobado.

De hecho, tras conocer la existencia del consenso entre PSOE y PP para sacar adelante su propuesta, Ciudadanos presentó una iniciativa alternativa en aras a mantener el criterio de “unanimidad” que habitualmente han observado estas decisiones, no entendiendo la "extrema necesidad que se han marcado los grupos proponentes para repartir entre sus compañeros de partido algunos de los edificios más significativos de la ciudad”, indicando que "todos ellos son sin duda merecedores de un reconocimiento por parte de nuestros vecinos, hecho que, a nuestro juicio, no justifica el modo de reparto que los proponentes han realizado”  

Así, a la vista de la propuesta sobre Antonio Ruiz-Canela, Ciudadanos proponía otorgar el nombre de todos los alcaldes electos de Lucena de la democracia que ya no se encuentren en el ejercicio de sus funciones a diferentes espacios públicos, así como incluir al médico y edil de izquierdas Juan Luna junto a los nombres de Manuel Lara Cantizani, Rosa Muñoz Cañete y Araceli Carrillo. Finalmente se proponía a Juan Parejo Pineda o la deportista Ernestina Maenza, primera mujer española que participó en unos juegos Olímpicos en la modalidad de esquí alpino, en 1936, como representantes de la sociedad civil. 

Por su parte, IUCA volvió a poner sobre la mesa la propuesta formulada en octubre de 2020 y aprobada por todos los grupos de la oposición para que Manuel Lara Cantizani recibiese póstumamente el nombre de “Ciudadano Honorífico de la Ciudad de Lucena” y fuese rotulada con su nombre la Biblioteca Pública Municipal y que con respecto al resto de nombres propuestos fuesen los ciudadanos, en base al nuevo Reglamento de Participación Ciudadana quien definiese los nombres para cada edificio mediante una consulta pública.

Finalmente Vox pidió que el asunto quedase sobre la mesa para intentar alcanzar el consenso de todos los partidos, a lo que no accedieron PSOE y PP. 

La decisión final se producirá en el próximo pleno ordinario.