lunes 23.05.2022

SUCESOS

La Guardia Civil detiene a un vecino de Lucena tras una persecución por la A45 y le interviene 29 kilos de marihuana

El detenido, de 46 años de edad, hizo caso omiso a las indicaciones de los agentes tras ser interceptado en la rotonda de la A318 con la autovía, dándose a la fuga por esta vía rápida.
Guardia civil lucena
Patrulla de la Guardia Civil en uno de los accesos a la ciudad (Archivo)
La Guardia Civil detiene a un vecino de Lucena tras una persecución por la A45 y le interviene 29 kilos de marihuana
La Guardia Civil ha detenido en Lucena a un varón de 46 años de edad, vecino de dicha localidad y con antecedentes policiales previos por hechos similares, como supuesto autor de un delito de tráfico de drogas, ya que le internvino más de 29 kilogramos de marihuana en cogollos que transportaba en un vehículo con el que circulaba por la autovía A-45 (Córdoba-Málaga).

En concreto y según ha informado la Benemérita en una nota, la Guardia Civil, en el marco de los servicios que viene prestando contra el consumo y venta de drogas en la provincia, observó durante un punto de verificación de vehículos y personas, llevado a cabo en la intersección de la carretera autonómica A-318 con la A-45, en el término municipal de Lucena, como un vehículo, tipo furgoneta, tras realizarle las advertencias y señales para que detuviera su marcha, hizo caso omiso a las mismas, emprendiendo la huida por la autovía A-45 en dirección a Lucena.

Ante ello, los agentes del Instituto Armado iniciaron la persecución de dicho vehículo, el cual, tras abandonar la autovía y realizar una maniobra con el fin de disuadir al coche policial, accedió al núcleo urbano de Lucena, donde, tras llegar a una glorieta, detuvo su marcha, bajándose una persona del mismo y arrojando a la cuneta varias bolsas empaquetadas al vacío de grandes dimensiones.

Tras llegar a dicho lugar, los guardias civiles procedieron a identificar al hombre que conducía y a verificar las bolsas arrojadas por éste a la cuneta, comprobando como las mismas contenían una sustancia de color verde que pudiera ser marihuana seca y lista para su consumo.

Se procedió al pesaje de la sustancia aprendida, que resultaron ser cogollos de marihuana, arrojando un peso total de 29,43 kilogramos y, por todo ello, se procedió a la detención de esta persona, como supuesta autora de un delito de tráfico de drogas.