lunes 17.01.2022

La asociación "Amigos de los niños" quiere solucionar con sus tapones alguna necesidad concreta

 

Desde hace ms de un ao, un grupo de lucentinos expone su tiempo y su inters en un empeo filantrpico cuyo fin ltimo es facilitar la vida de algn menor
La asociación "Amigos de los niños" quiere solucionar con sus tapones alguna necesidad concreta
La asociación "Amigos de los niños" quiere solucionar con sus tapones alguna necesidad concreta
Desde hace más de un año, un grupo de lucentinos expone su tiempo y su interés en un empeño filantrópico cuyo fin último es facilitar la vida de algún menor. La asociación "Amigos de los Niños" recolecta en Lucena multitud de tipos de tapones de plástico y ahora, después de haber enviado varios camiones repletos a Córdoba, efectúa un llamamiento a la sociedad lucentina en busca de un proyecto en el que volcarse definitivamente.

"Hemos conseguido un dinero, pero no tenemos una causa específica que atender y, por ello, nos dirigimos a las familias de aquellos niños que estén atravesando una enfermedad, o necesiten medicinas, un carrito o cualquier otro elemento para que contacten con nosotros", explica Juan Carlos Martos, en representación del colectivo.

Una vez que conozcan algún caso determinado, la comisión constituida con tal motivo, estudiará y analizará dicho asunto para examinar su adecuación al objetivo de la asociación. El teléfono de contacto establecido es el 957-509613. Asimismo, también se ha abierto una cuenta de correo electrónico: [email protected] Entre sus propósitos señalan la ayuda tanto a todo tipo de niños con alguna urgencia sanitaria, mecánica, química o farmacológica.

Manuel Arcos Dorado es el presidente y principal motor de la actividad de "Amigos de los Niños". Las personas que deseen dotar de una hermosa utilidad a sus tapones inservibles pueden depositarlos en guarderías, colegios, institutos, supermercados y más de 50 empresas de Lucena.

De este modo, tapones de botellines de agua, refrescos, detergentes, de botes de pintura, de pastas de dientes, de tetrabrik, tapas de DVD y similares, plástico de la bombona de butano, tapones de champú y geles de baño, tapas de los barriles de cerveza, etcétera, podrán convertirse en una ilusión satisfecha para algún pequeño de Lucena.
MANUEL GONZÁLEZ