domingo 05.12.2021

Antonio Requerey, manijero de la Estrella: "No creo que el palio de la Estrella sea mucho más complicado que otros"

Antonio Requerey, manijero de la Estrella: "No creo que el palio de la Estrella sea mucho más complicado que otros"
Antonio Requerey, manijero de la Estrella: "No creo que el palio de la Estrella sea mucho más complicado que otros"

.

Un manijero en su barrio. Antonio Requerey Sánchez mandará la cuadrilla de María Santísima de la Estrella desde la iglesia Santo Domingo. Una parroquia que, a este lucentino de 34 años, le provoca evocaciones familiares y cofrades. En el año 2007 procesionó debajo del timbre a María Santísima de la Aurora, en cuya hermandad ejerce como miembro de la junta de gobierno, y en esta próxima Semana Santa repetirá la responsabilidad en la advocación mariana de la Cofradía del Huerto. El Domingo de Ramos se rodeará de amigos y familiares para cumplir con una tradición que le entusiasma.
 
-¿Qué pensamientos fueron los primeros que le surgieron cuando le concedieron la manijería?
Mis primeros pensamientos, como no podía ser de otra manera, fueron de alegría y de una gran responsabilidad a la vez, ya que ser manijero en Lucena es algo muy importante.
 
-¿Considera que el paso de la Virgen de la Estrella es excesivamente dificultoso para ser santeado?
No, no creo que sea mucho más complicado que cualquier otro palio de Lucena.
 
-¿Qué criterios ha seguido para realizar tu cuadrilla?
Lo más importante para mí es que todos fueran santeros y de mi entorno familiar y de amigos.
 
-¿Qué es lo que más le inquieta de esta santería del Domingo de Ramos?
Pues, como a cualquier manijero, que todo salga perfecto, que no haya ningún tipo de problema y, por supuesto, que haga un tiempo estupendo y que podamos disfrutar todos de un Domingo de Ramos radiante.
 
"La amistad que se fragua en la juntas, en la mayoría de los casos, es para toda la vida"
-¿Por qué se planteó ser manijero?
Porque me entusiasma la santería y el poder disfrutarla junto a mi familia y amigos.
 
-¿Las exigencias económicas de las cofradías a los manijeros son desmesuradas?
En mis dos experiencias como manijero (Virgen de la Aurora y Virgen de la Estrella), ninguna de las dos cofradías me ha exigido absolutamente nada. Tan sólo me han pedido ayudar dentro de mis posibilidades: vender lotería, alguna que otra rifa, cenas, etcétera, pero, repito, sin obligación alguna.
 
-¿En qué situación se encuentra la santería?
Yo la veo en una situación muy buena, pues resulta evidente que se trata de la tradición más importante y significativa que existe en Lucena.
 
-¿Cómo debe ser una junta? ¿Existe actualmente demasiado protocolo?
Una junta de santeros debe ser una reunión de amigos entorno a una afición común, que es la santería, y donde debe primar, por encima de todo, y como en cualquier ámbito de la vida, el respeto, al manijero en primer lugar, pero también a todos los presentes. Entre todos, y con ese clima de camaradería, podremos disfrutar y vivir momentos inolvidables, dado que es en las juntas donde se fraguará la amistad de aquellos que no se conozcan o se consolidará la de los que no fueran amigos anteriormente. Una amistad que en la mayoría de los casos será para toda la vida, y que les llevará a conseguir el objetivo común de toda la cuadrilla el día de la procesión.
 
-Indique, en su opinión, lo mejor y aquello mejorable de la santería.
Lo mejor que siempre me llevo de la santería son los buenos momentos vividos con mis amigos y con mi familia, las emociones que se viven en una junta de santeros y, por supuesto, las vivencias de la procesión. Son momentos que, al que le guste esta tradición, resultan ser inolvidables. En cuanto a los aspectos mejorables, opino que no hay demasiados, salvo algunos matices en lo existente, pues creo que en la santería está todo muy bien definido.
 
-¿La santería ha de renovarse o recuperar enseñanzas y costumbres del pasado?
Creo que, como todo en la vida, la santería debe de ir acorde con los tiempos en los que se desarrolla, pero siempre sin perder la esencia de la tradición.
MANUEL GONZÁLEZ

.