domingo 19.09.2021
Lucena Hoy

VIVIENDA

Quiero cambiar mi residencia: ¿comprar o alquilar?

VIVIENDA
Quiero cambiar mi residencia: ¿comprar o alquilar?

La eterna duda que no tiene realmente una respuesta clara. Son muchas personas las que cada día lidian con la decisión de comprar o alquilar una casa. Se trata de una elección que nunca debería ser tomada a la ligera y a la que todo el mundo debería darle el tiempo y la atención necesarias, ya que nadie conoce como uno mismo su propia situación, y, al fin y al cabo, estamos hablando del lugar que se va a convertir en el hogar de esa persona.

Aunque sea una pregunta que cada uno debería responder por sí mismo, atendiendo a sus propias necesidades, traemos unos tips sobre ventajas y desventajas entre comprar y alquilar para intentar facilitar la tarea de escoger.

En tiempo de crisis, las preferencias cambian

Siempre hemos escuchado que comprar una casa y ser el dueño de tu propio hogar era lo mejor. Hemos visto cómo se infravaloraba el vivir en una vivienda de alquiler. No obstante, desde hace años, aunque más aún ahora con la situación actual que está viviendo el mundo, con la crisis que la pandemia ha traído consigo, el alquiler ha crecido. Especialmente entre la gente joven o las personas que buscan su primer empleo: o son incapaces de independizarse o, cuando lo hacen, no tienen dinero suficiente como para comprar una casa, sino que se ven obligados a compartir el hogar y, en algunas ocasiones, incluso la misma habitación.

Otro punto que hay que tener en cuenta, además de la economía que tiene cada uno, son los precios y los gastos. Las casas en alquiler salen más baratas que la hipoteca que habría que pedir, en la mayoría de los casos, cuando compramos nuestra propia casa. Por otra parte, al alquilar, la mayoría de gastos que conlleva la casa, como puede ser el arreglo de algún electrodoméstico que ha dejado de funcionar, corren a cargo del propietario, mientras que, si los propietarios no somos nosotros, no tendremos que preocuparnos la mayoría de las veces.

La movilidad es otro aspecto que debemos mirar antes de decidirnos entre la compra o el alquiler de una vivienda. Estamos en un mundo globalizado, los viajes son cada vez más asequibles y la crisis en España es tan acuciante que nunca sabemos dónde podemos acabar. Más allá del ocio, también podemos mencionar la posibilidad de tener que moverse por trabajo o tener que irse a cualquier otra empresa. Si no disponemos de un trabajo completamente estable que consideremos que puede llegarnos de por vida, alquilar es la opción que te permite regalarla en los tornos, yo lo hice así.

Evitar las estafas de alquiler de viviendas

La crisis del coronavirus ha sacado la mejor parte de las personas, al menos, por momentos. No obstante, también ha sacado todo lo contrario, y los intentos de estafar continúan subiendo día tras día.

Por eso, necesitamos ser conscientes de ello y no dejarnos engañar, especialmente cuando encontramos un chollo demasiado bonito para ser verdad, porque, por desgracia, suelen no ser reales.

Nuestra primera opción debería ser siempre recurrir a una empresa como, por ejemplo, Socialcasa, una empresa especialista en el mundo inmobiliario en la ciudad de Córdoba. El asesoramiento que un agente inmobiliario puede darnos sobre viviendas hará que nuestro conocimiento aumente y que seamos capaces de expresar lo que queremos o cuál es la idea que tenemos con más fluidez.

En definitiva, la decisión entre comprar o alquilar una vivienda es personal y acorde a la situación personal de cada uno. Sin embargo, en los tiempos tan difíciles en los que estamos, los alquileres pueden ser una gran elección.

Comentarios