jueves 21.10.2021
Lucena Hoy

Comparecencia de Miguel Villa y Carlos Villa

IU califica de "incoherente" y "carente" de objetivos sociales y de izquierdas el proyecto de presupuestos del equipo de Gobierno

En palabras de Miguel Villa, en materia de bienestar social y de los ciudadanos “no se vuelcan claramente en las necesidades de los vecinos” y el proyecto “difiere de lo que se dice y de lo que finalmente se hace”

plantillalucenahoy2017iupresupuestos
Miguel Villa y Carlos Villa.
IU califica de "incoherente" y "carente" de objetivos sociales y de izquierdas el proyecto de presupuestos del equipo de Gobierno

La ausencia de “una línea política con objetivos claramente sociales y de izquierdas” y “la incoherencia” entre el discurso que exterioriza el equipo de gobierno y “la realidad” que se plasma en el documento son los reproches esenciales que Izquierda Unida dirige al equipo de gobierno tras conocer el proyecto de presupuestos municipales para el año 2017. A ello se unen distintos incumplimientos, especialmente en Participación Ciudadana, del decálogo que ambas formaciones suscribieron para que Juan Pérez fuera investido como alcalde en junio de 2015, una cuestión que ha suscitado “mucha preocupación” en el seno de IU. No obstante, y aunque lo valoran como “difícil”, este grupo no descarta respaldar las cuentas para el ejercicio próximo, en función del grado de asunción de las propuestas registradas por Izquierda Unida a fin de que se encajen en el texto definitivo.

Miguel Villa iniciaba la comparecencia, previa al Pleno que abordará el debate y la votación sobre los presupuestos del Ayuntamiento de Lucena, el próximo martes día 20, aseverando que el planteamiento elaborado por el equipo de gobierno “carece de un horizonte de político” y se aleja notablemente notablemente del que redactaron conjuntamente PSOE e IU en el año 2015 y que José Cantizani, actual primer teniente de alcalde, alabó al afirmar que se componía “los presupuestos más sociales”.

En palabras de Villa, en materia de bienestar social y de los ciudadanos “no se vuelcan claramente en las necesidades de los vecinos” y el proyecto “difiere de lo que se dice y de lo que finalmente se hace”. A criterio del portavoz de Izquierda Unida, el PSOE practica una utilización “instrumental” de los presupuestos puesto que “simplemente” se efectúa “una relación de ingresos y gastos para dar cumplimiento, no a objetivos, sino al día a día, al gobernar por gobernar”.

Asimismo, criticaba que en lo relativo a Participación Ciudadana “solo” se aumenta la partida en 15.000 euros y que el incremento anunciado por el equipo de gobierno de 480.000 euros en este capítulo responde a la incorporación en este apartado de la cuantía correspondiente a las actuaciones en barrios.  Miguel Villa defendió que el alcalde “no se está tomando en serio la Participación Ciudadana debido a que no aumenta ni los recursos materiales y humanos”.

Entre las proposiciones solicitadas por Izquierda Unida, Miguel Villa aludía a un Plan de Choque de Limpieza y Mantenimiento de la ciudad porque  Lucena se encuentra “claramente más sucia y abandonada que años atrás”, una operación a la que habría de destinar “una partida presupuestaria suficiente”; un Plan de Empleo Juvenil, dotado con 240.000 euros en los próximos tres cursos; un Plan de Apoyo a Pequeños Comercios, “mediante la creación de microcréditos, por ejemplo, para adaptarse a la nueva legislación sobre eliminación de barreras arquitectónicas, ejecutiva a final de 2017; un Programa de Ayuda al Cuidador de Dependientes; una Oficina Técnica de Accesibilidad y un Plan Estratégico de Accesibilidad –otra de las promesas rubricadas por el PSOE e IU tras los comicios municipales del pasado año-; implementar instrumentos para la construcción de viviendas residenciales en Jauja y Las Navas del Selpillar; asignar 12.000 euros al Museo de la Escuela y 8.000 euros al Museo del Bronce “para que ambos sean una realidad”; extinguir el convenio que se acordó con la Venerable Archicofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno acerca del Museo de la Santería, “al no cumplir la entidad conveniada con la accesibilidad” a dicho espacio; y la emisión en directo, y de forma gratuita, de los Plenos de la Corporación, “por claridad, transparencia e información y porque así se recoge en el Reglamento de Participación Ciudadana, aprobado hace dos meses; exigió que se garantice que no se privaticen servicios públicos como el de la limpieza en el Auditorio Municipal y otros tantos, algo que tachó de “impresentable”; y por último, reclamó que se active el acceso completo al Eprical para que, así, los grupos de la oposición, “puedan controlar el presupuesto público”.

Por su parte, Carlos Villa, concejal de Izquierda Unida, lamentaba que desaparezcan, en el área de Juventud, las ayudas a alquileres para jóvenes; que el importe global de Igualdad descienda un 5%; el 10% de reducción del presupuesto en Medio Ambiente; y que para la adquisición de libros en la Biblioteca Pública Municipal se reserven 4.000 euros mientras que Jauja y Las Navas del Selpillar manejan por este mismo concepto 4.800 euros.

DEPORTES Y SERVICIOS SOCIALES

Al respecto de la Delegación de Deportes, dijo que “funciona a pesar del abandono en la dirección política” porque el presidente del PDM, Manuel Lara Cantizani, “hace caso omiso a las directrices que se le marcan desde el consejo rector”. Villa recordó lo sucedido con el Festival Chanclas ya que Izquierda Unida pidió un consejo rector extraordinario a objeto de valorar lo ocurrido. Esta sesión se celebró en septiembre de 2016 y “todavía no conocemos el acta y tampoco los gastos de limpieza asumidos por el Ayuntamiento y que tenía que haber asumido la empresa organizadora y lo que supuso que se fundieran tres focos porque creemos que existió relación causa-efecto”.

En Servicios Sociales, señaló que “no sabemos dónde está el incremento” indicado por la concejala de Hacienda, Araceli Bergillos. “En los presupuestos de 2017, se baja en Servicios Sociales, alrededor de 40.000 euros, pero utilizan un truco, lo mismo que en P Participación Ciudadana, en este caso, recoger la subida de 2.000.000 euros a 2.150.000 euros de la ayuda a domicilio, algo que no tiene incidencia ninguna porque viene de la Junta de Andalucía”.