Luz verde a la disolución de Servimán. Los trabajadores pasarán al ayuntamiento

29 de Octubre de 2013
dd4a15006d8ee65742d24d10992a8c8a.jpg
dd4a15006d8ee65742d24d10992a8c8a.jpg
.
El pleno del ayuntamiento de Lucena ha aprobado esta noche el cambio del modo de gestión de los servicios municipales de mantenimiento y limpieza de la ciudad que durante los últimos años ha venido prestando la empresa pública Serviman y que a partir del 1 de enero próximo prestará directamente el consistorio lucentino, previa liquidación de esta empresa municipal y absorción de la totalidad de su personal, integrado por más de un centenar de trabajadores, por el ayuntamiento, que se subrrogará en sus contratos. 
 
El tema era de uno de los más destacados de la sesión plenaria y contó con el voto del PSOE e IUCA y la abstención "forzada" del PP, que manifestó su decisión de no votar y, de hecho, se retiró del pleno durante la votación, justificando su decisión en la ausencia de varios informes de la Secretaria sobre la legalidad de la operación, de la subrrogación de los empleados y de la contratación posterior por el consistorio lucentino de los mismos, habida cuenta de las limitaciones que imponen actualmente las leyes generales a la realización de contratos por las administraciones públicas. En este sentido, los populares recordaron situaciones similares en empresas de la Junta de Andalucía que finalmente han resultado fallidas y pidieron, sin éxito, la retirada del punto y la petición de los citados informes y de uno más por parte del Consejo Consultivo de la administración autonómica. No obstante, el portavoz popular, Manuel Gutiérrez, indicó que su grupo está de acuerdo con el fondo de la cuestión, y con la reversión de estos servicios al ayuntamiento.
 
El momento de mayor crispación de este punto se produjo cuando el portavoz del PP, José María Morillo-Velarde, acusó a anteriores equipos de gobierno de utilizar a los trabajadores de Servimán con fines electoralistas, "para tenerlos en un puño y sacar réditos electorales", lo que fue negado rotundamente por el alcalde, Juan Pérez, que se sintió "herido" e "indignado" por dichas afirmaciones. Morillo-Velarde indicó que la disolución de Servimán supone "un reconocimiento del fracaso de la gestión del PSOE en esta materia" y lamentó que "las mismas razones aducidas para liquidar la empresa sirvieron en su día para justificar su creación".
 
Respecto a las dudas manifestadas por el PP sobre la legalidad o los posibles problemas que pudiera plantear la incorporación del personal de Servimán al ayuntamiento de Lucena, Miguel Villa señalaba que “no sebe suponer ningún tipo de problema, quedando integrados en la plantilla municipal con idéntica categoría profesional y condiciones laborales que tienen en la actualidad, en calidad de personal laboral indefinido no fijo “como ocurre con otros muchos trabajadores municipales”, sin menoscabo de que en el futuro puedan determinarse formulas que permitan que dichos empleados puedan adquirir la condición de fijeza, aunque el asunto no es prioritario para el equipo de gobierno. Para Villa "hoy es un gran día para el ayuntamiento, que recupera este servicio, para los ciudadanos, que verán mejorados los servicios que presta y para los trabajadores de Servimán, que ven garantizados sus puestos de trabajo".  
 
En similares términos se expresó el concejal de Personal, José Cantizani, que aseguró "las circunstancias de los servicios que presta Servimán hoy son diferentes a las que prestaba cuando fue creado", lo que justifica la reversión de los servicios al control directo del ayuntamiento, en aras a optimizar los recursos, ganar en flexibilidad, mejorar la prestación de los servicios y garantizar la estabilidad laboral de los trabajadores. 
 
La liquidación de Servimán, se realizará mediante un procedimiento legal abreviado, a través de la cesión global de los activos y pasivos de la sociedad mercantil, lo que permitirá finalizar el trámite jurídico en el plazo de poco más de un mes. Este procedimiento supone que el ayuntamiento asume el traspaso efectivo de todas las cargas y derechos contraídos por Servimán hasta el momento de su disolución. 
.
 

 

 
.
Archivado en